La nutrición del jinete

Inicio/La nutrición del jinete

La nutrición del jinete

Eztizen Pérez 14 Nov 2017
Apasionada de la Nutrición Deportiva en Decathlon Durango

El jinete y su nutrición

Cuando hablamos de la práctica de disciplinas ecuestres, de cara a la preparación, es muy común enfocar toda nuestra atención en el caballo: su entrenamiento, doma, alimentación…, y pocas veces nos acordamos del jinete. Es muy común seleccionar cautelosamente el alimento de nuestros caballos; asegurarnos que su alimentación sea balanceada, completa y que además cuente con todas las vitaminas, minerales y suplementos necesarios. Pero ¿qué pasa cuando cuidamos su alimentación, pero no cuidamos la nuestra? No debemos olvidar que para la práctica de nuestro deporte hay que contar con dos protagonistas: el hombre y el caballo.  Es sumamente importante que el jinete cuide también sus hábitos alimenticios y se asegure que recibe todos los nutrientes necesarios.

La preparación, con el fin de conseguir óptimos resultados, es necesaria tanto para el caballo como para el jinete. En todo deporte es necesario tanto un buen plan de entrenamiento físico como uno de alimentación que se adapte a la disciplina que practiquemos. El rendimiento del jinete depende no sólo de su entrenamiento, sino también de su alimentación.

La nutrición del jinete

Para que el jinete o amazona pueda desempeñar un óptimo rendimiento en las pistas, es imprescindible que su alimentación sea la correcta. Un jinete con malos hábitos se sentirá cansado, desconcentrado y su rendimiento no será el adecuado. Además, podría causar un accidente teniendo en cuenta que la equitación es un deporte de alto riesgo.

Si bien es cierto que un jinete no necesita una dieta tan concreta como otros deportistas, sí que se debe llevar una dieta saludable y equilibrada que cubra las necesidades de energía, hidratación y micronutrientes. El problema que se suele dar en esta práctica deportiva es que los jinetes intentan controlar su peso para asegurar que el caballo no tenga que llevar ningún exceso de peso y en muchas ocasiones descuidan su alimentación.

Lo más importante es aportarle al organismo los hidratos de carbono necesarios tanto para la actividad como para la recuperación de la misma, sumado a una buena hidratación. Además de la dieta, hay que tener en cuenta otros factores externos muy importantes que pueden limitar el rendimiento del deportista, como son la temperatura a la que se está montando y las características de la competición.

La nutrición del jinete

A continuación, os acercamos una serie de consejos de alimentación para jinetes y amazonas:

1 Mantén una correcta hidratación

El agua es un nutriente esencial. Es decisiva para mantener en equilibrio el fluido corporal, la función digestiva, la salud gastrointestinal, estimula la circulación sanguínea y transporta las sustancias nutritivas a las células; además de tener otras funciones fundamentales como la regulación de la temperatura. Durante el transcurso de cualquier tipo de deporte, es importante ingerir una cantidad de líquido suficiente para mantener el balance hidroelectrolítico y el volumen plasmático adecuados para evitar la deshidratación.

La deshidratación progresiva durante el ejercicio puede provocar una disminución del rendimiento físico, aumentar el riesgo de lesiones y puede poner en juego la salud e incluso la vida del deportista. No se debe esperar a tener sed. Se debe beber de forma continua (antes, durante y después de la competición) para reponer los electrolitos perdidos por la sudoración. Lo ideal es beber agua, bebidas isotónicas o zumos naturales (que nos aportan vitaminas y azúcares, ayudándonos a mantener estables los niveles de energía y glucosa en sangre).

2 Asegura tus exigencias energéticas

En la equitación, como en la mayoría de los deportes, resulta imprescindible el consumo previo de energía en forma de hidratos de carbono complejos para poder conseguir una mayor resistencia física en el campo. La OMS establece las siguientes proporciones en macronutrientes:

  • Las proteínas deben suponer el 15 % del aporte calórico total (1.2 gramos por kilo de peso y día). Se deben consumir preferentemente carnes blancas (pollo, pavo, conejo…), pescados blancos (merluza, gallo, cabracho), legumbres, frutos secos…

  • Los hidratos de carbono deben suponer entorno al 55- 60% del aporte calórico total (5-12 gramos por kilo de peso y día). Los más aconsejables son pan, arroz, pasta, cereales, frutas, tubérculos…

  • Los lípidos o grasas no deben sobrepasar el 25 % del aporte calórico total. Debemos evitar las grasas saturadas (frituras, bollería industrial, comidas rápidas…) y las grasas visibles (mantequilla, mayonesa, nata…).

La nutrición del jinete

3 Mantén estables los niveles de glucosa

La equitación, en cualquiera de sus modalidades o disciplinas, es también un deporte de concentración mental. El consumo de alimentos que nos aporten azúcares de absorción rápida durante la competición nos ayudará a permanecer más atentos durante la misma. El tipo de alimentos recomendados durante la competición son fruta, cereales, frutos secos, un poco de chocolate o productos como geles energéticos (además del azúcar presente en las bebidas isotónicas). Los plátanos son muy adecuados debido a su contenido en potasio, el cual ayuda a la contracción muscular.

4 Evita el alcohol

El alcohol actúa como diurético lo cual puede propiciar un cuadro de deshidratación durante la práctica deportiva, y debido a que su ingesta incrementa la pérdida de líquidos, también se produce una pérdida mayor de vitaminas y minerales esenciales para el adecuado desempeño deportivo como son el potasio, magnesio, fósforo y calcio. Entre otros efectos negativos sobre el metabolismo, podemos decir que aumenta la degradación de proteínas, lo cual perjudicará a nuestra masa magra. El alcohol, como hemos podido observar, disminuye nuestro rendimiento deportivo, reduce la fuerza y potencia, y altera los movimientos normales requeridos para un adecuado desempeño físico.

La nutrición del jinete

Como hemos comentado en infinidad de ocasiones debemos recordar que una alimentación sana y equilibrada no debe llevarse a cabo únicamente cuando nos acercamos a una competición, sino que es fundamental seguirla de forma constante ya que nos ayudará a aumentar nuestro rendimiento y nos facilitará una rápida recuperación tras la práctica.

Espero que hayáis disfrutado del post sobre la nutrició del jinete, si tenéis alguna duda no dudéis en dejarme un comentario o consultar el catálogo de Nutrición Deportiva.

Eztizen Pérez
Vendedora de Salud y Aventura
Ven a conocer Eztizen a la tienda Decathlon Durango

Bibliografía

Por | 2018-03-26T11:09:42+00:00 noviembre 14, 2017|Equitación, Jinete, Nutrición deportiva|Sin comentarios

Acerca del autor:

Eztizen Pérez
Apasionada de la Nutrición Deportiva en Decathlon Durango

Deje su comentario

Utilizamos cookies propias y de terceros con la finalidad de elaborar estadísticas y analizar el uso de la página. Marque la casilla si consiente la instalación de cookies con las finalidades expresadas. Puede cambiar su configuración u obtener más información en nuestra Política de cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar